Hola… lo primero que te dicen cuando te diagnostican daño en las suprarrenales es evitar dietas estrictas, por que eso estresa fuertemente tu cuerpo. La dieta paleo es altamente estresante debido a que representa un cambio de 180 grados en la alimentación de la persona. Yo trate de hacerla y me inche mas… mi cuerpo se lleno de corticoides. Cuando llegue al endocrino me mando a dejar eso de inmediato y me mando a comer sano y sin excesos. Ten cuidado a quien le aconsejas dietas paleo, no sea que las enfermes mas.
Los signos más comunes de la fatiga suprarrenal incluyen: fatiga constante, cansancio, dificultad para dormir, dificultad para levantarse de la cama, la depresión, la ansiedad, aumento de peso e incapacidad para perder peso, incremento del esfuerzo para realizar las tareas cotidianas, disminución del deseo sexual, la disminución de la capacidad para manejar el estrés, la temperatura corporal baja, aumento del riesgo de resfriados y de la gripe y menos tolerancia al estrés.
Por la tarde hacia las 18h estoy como una rosa, entonces sí puedo trabajar. Por la noche rechino dientes y aprieto mucho los dientes, por lo que hace siglos que llevo una placa de descarga para dormir. Después de comer tengo hambre, ilogico! y mi vientre bajo está siempre inflamado. El cortisol me lo miraron en una ocasión y estaba…uffff, por las nuves! Así que podría ser que tuviera fatiga adrenal.
Conoce cuáles son los síntomas. El síndrome de fatiga suprarrenal ocurre cuando el funcionamiento de las glándulas suprarrenales no alcanza los niveles necesarios para que el cuerpo pueda desempeñarse correctamente.[1] Este síndrome abarca una serie de síntomas indeterminados, entre los cuales se encuentran el dolor, la fatiga, la ansiedad, las alteraciones en el sueño y los problemas digestivos.[2]
Las emociones asociadas con el estrés como el dolor, el miedo, la culpa, la ansiedad, la excitación y la vergüenza desencadenan una respuesta del eje HPA y aumentan el cortisol. Eventos tales como hablar en público o un viaje al consultorio del dentista también provocan respuestas fisiológicas similares. Sin embargo, la severidad de la respuesta y la capacidad de recuperación son muy individuales y tienen más que ver con la percepción que una persona tiene del evento, que con el evento en sí mismo. 

– Comida procesada. Nuevamente el problema del azúcar y la falta de nutrientes de las comidas procesadas. Cuando comemos comidas desequilibradas, altas en carbohidratos y baja en grasas buenas, lo primero que causa es hiperglucemia (nivel alto de azúcar en la sangre) y luego, hipoglucemia (bajo nivel de azúcar en la sangre). En respuesta a la caída peligrosa de la azúcar en la sangre, las glándulas suprarrenales entran en juego con las hormonas del estrés para movilizar la glucosa y aumentar el nivel de azúcar. El problema es que las glándulas suprarrenales no están destinadas a regular diariamente el nivel de azúcar en sangre. Sólo se supone que cumplen con ese papel muy ocasionalmente. Cuando sucede con regularidad, se agotan las glándulas suprarrenales causando fatiga adrenal. La buena noticia es que la dieta paleo es una herramienta fundamental para no caer en este problema.
Hola! Tengo muchos de estos síntomas, lo que más tengo es ansiedad y bajadas de azúcar, necesito comer cada 2 horas y media. Estoy así hace un año. Y me di cuenta de cuál puede ser la causa, me gustaría que me la confirmes. Yo hace varios años, casi 10 años, me provoco voluntariamente mariposas en la panza, casi todos los días, no quiero entrar en detalles, simplemente lo hago. Por lo que tengo entendido, las mariposas en la panza son descargas de adrenalina que producen espasmos en el estómago. Puede ser que de tanto producir adrenalina mis glándulas suprarrenales se hayan agotado?
La fatiga es uno de los síntomas de fatiga suprarrenal más comunes. Sin embargo, está lejos de ser el único que vemos. Fatiga suprarrenal conduce a niveles más bajos de una serie de hormonas y las hormonas pueden afectar a cada parte de nuestro cuerpo. Así que todos los casos de fatiga suprarrenal tienden a presentarse de forma ligeramente diferente, aunque siempre hay quejas comunes. Con la ayuda del equipo biofeedback de medicina cuántica, nos permitirá conocer un pre-diagnóstico del estado integral del paciente detectando los desequilibrios energéticos. Una vez realizado el mismo ofrece una amplia variedad de terapias, técnicas y disciplinas para ayudar de forma complementaria a equilibrar energéticamente las diferentes áreas.
El magnesio puede ayudar con los problemas del sueño. Por la noche antes de ir a dormir, puede disolver un poco de polvo (1/2 cucharadita) en agua tibia o jugo. Entonces sabe (correctamente diluido) no está mal y tiene un efecto calmante. Puro magnesio en polvo (citrato de magnesio) de la farmacia es favorable. Se utiliza como base de fármacos y puede ser por ejemplo como paquetes de 250 g. Una buena dosis es de 500 mg. Una muy buena ingesta es proporcionada por magnesiumorotate, que simultáneamente apoya y repara las mitocondrias.
Decidimos bajar las dosis de cortisona al empezar a tomar DHEA y ver cómo iba el tema, bueno funcionó y ya cuando ese tema estaba estable redujimos aun más la dosis de cortisona al añadir Pregnenolona (oficialmente las dos no se deben tomar juntas pero me estaba jugando la vida y como era mía decidí que probaba) bueno, mano de santo, he podido bajar la cortisona sólo a 5 mgrs al día y con el pasar del tiempo he dejado de tomar DHEA aunque si me siento mal puedo tomar 5 mrgs al día cuando la dosis inicial era de 30 mgrs, tomo 10 mgrs de Pregnenolona, el páncreas ha dejado de sufrir y mis niveles de insulina han vuelto a ser normales.
En las mujeres, la fatiga adrenal a menudo ocurre a los 30 o 40 años, usualmente a través de un estilo de vida estresante. Al principio, las glándulas suprarrenales producen aún más cortisol para poder sobrellevar el estrés. Sin embargo, si se produce demasiado cortisol, esto también tiene efectos negativos. Por ejemplo, el cortisol bloquea los receptores de progesterona, que pueden reaccionar con menos eficacia a la progesterona. La producción de progesterona, que también puede formarse por las glándulas suprarrenales, se detiene a favor de la cortisona.
Muchas gracias por un post sobre un tema muy importante y un problema que es mucho más común de lo que la gente imagina. Me alegro mucho que estés haciendo lo posible para combatirlo, y espero que encuentras una manera de relajar y descansar un poco más porque me parece que estás haciendo el trabajo de por lo menos 3 personas 🙂 Un abrazo muy fuerte y ánimo…. estás ayudando a mucha gente encontrar el camino hacia la salud!
Se asocia al estrés prolongado y muy intenso. Aunque también pude darse después de padecer infecciones respiratorias agudas como gripe o bronquitis. El sintoma más característico es malestar general acompañado de episodios depresivos. Normalmente las personas que la padecen necesitan tomar cafeína o bebidas estimulantes por las mañanas, ya que los niveles de cortisol por la mañana son muy bajos, y elevados por la noche. Cuando lo normal es lo contrario. Esto afecta a todos los órganos de nuestro cuerpo.
Si está el suficiente tiempo en el nivel dos, y no cambia su estilo de vida para tratar sus suprarrenales deteriorados, como al no alimentarse sanamente, no descansar y no hacer ejercicio, eventualmente entrará en el nivel tres. Aquí, sus suprarrenales están agotados y sus niveles de cortisol están bajos todo el tiempo, lo que ocasiona que se sienta cansado de manera crónica e incapaz de recuperar su energía, a pesar de haber descansado.
Una forma en que la fatiga suprarrenal afecta al cuerpo es bajar el nivel de azúcar en la sangre. Cuando esto sucede los antojos para los alimentos de la energía aumentan y por lo tanto, una víctima comerá más alimentos azucarados. Alimentos altos en azúcar también son alimentos de comodidad y el estrés puede causar una persona para aumentar la ingesta de azúcares de alimentos altos.

Este libro es una guía sobre los fundamentos de enfermedades tan complejas como el SFC desde la medicina biológica y natural que demuestra que «si sabes dónde buscar, obtienes las respuestas correctas». Respuestas a preguntas incontestadas hasta ahora sobre el origen, las causas y el abordaje del SFC, trastorno que si tiene explicación, y por tanto solución, como demuestra la autora en esta obra imprescindible tanto para terapeutas como para los afectados, ya que en las alteraciones que se describen en este libro subyacen muchas de las causas primeras, no solo del SFC, sino de gran número de enfermedades relacionadas con factores medioambientales, trastornos metabólicos, inmunológicos, etc.

El balance de agua debe ser equilibrado de nuevo. Se debe tener cuidado para asegurarse de que siempre se hace con suficiente sodio. De lo contrario, la concentración de sodio se diluiría más y se produciría una situación peligrosa. Las bebidas deportivas, por ejemplo, no son adecuadas ya que fueron diseñadas para personas con suficiente sodio. Contienen mucho potasio y apenas sodio.
Conoce cuáles son los síntomas. El síndrome de fatiga suprarrenal ocurre cuando el funcionamiento de las glándulas suprarrenales no alcanza los niveles necesarios para que el cuerpo pueda desempeñarse correctamente.[1] Este síndrome abarca una serie de síntomas indeterminados, entre los cuales se encuentran el dolor, la fatiga, la ansiedad, las alteraciones en el sueño y los problemas digestivos.[2]

– Contaminantes. La gran cantidad de contaminantes a los que estamos expuestos diariamente puede ocasionar que el cuerpo se ponga en modo de supervivencia. Esto pasa cuando el hígado se agota ya que está constantemente tratando de desintoxicarse, afectando el sueño y consecuentemente afectando la función de las glándulas suprarrenales. Con el estilo de vida paleo aprendí a disminuir en la medida posible la exposición de contaminantes, hablo mucho al respecto en varios días del Desafío Paleo.

Como atleta, es importante conocer cuáles son las glándulas suprarrenales y la función que desempeñan. La resistencia, la energía, el entusiasmo y la capacidad de hacer frente al estrés dependen del funcionamiento adecuado de las glándulas suprarrenales. Están situadas en la parte superior de los riñones y tienen el tamaño de una uva. Estas pequeñas glándulas afectan al funcionamiento de los tejidos, la forma de pensar, sentir, etc.
Vivir con todos estos síntomas a cuesta no es nada fácil ni agradable, no sólo para quien sufre de fatiga suprarrenal sino que también éste malestar se extiende al entorno cercano. Una de las señales que pueden indicar  tu cuerpo tiene problemas para mantener los niveles adecuados de azúcar en la sangre es el advertir sobrepeso en la  cintura a cadera, aunque esto no necesariamente implica ser diabético.
“A pesar de que afecta a millones de personas en Estados Unidos y alrededor del mundo, la medicina tradicional aún no reconoce el   cansancio suprarrenal como un síndrome diferente”, explica el doctor estadounidense James L.Wilson, pionero en el estudio y tratamiento de este trastorno y autor del libro de referencia Adrenal Fatigue: The 21st Century Stress Syndrome (Fatiga adrenal. El síndrome de estrés del siglo XXI).
¿Y qué pasa cuando, además, tenemos una tiroiditis de Hashimoto? Pues ya sabéis…tiroxina al canto! El famoso Eutirox es lo único que parece estar establecido como protocolo único en España. Pero si leéis con atención su prospecto aparece: “es necesario tener buena función de los adrenales antes de tomar el medicamento” Ya… ¿algún endocrino os ha advertido de esta contraindicación alguna vez?
Así que se entra en un círculo vicioso, el cual, según creo, es exacerbado al desayunar, ya que esto no permite que el cuerpo entre en la zona de quema de grasa. Necesita ese periodo de 12 horas (o más) en las que no consume ningún alimento, lo que aumenta las enzimas que queman grasa, disminuye las enzimas que queman carbohidratos y cambia el cuerpo a la modalidad de quema de grasa como suministro principal de energía. Esto trae tres beneficios principales:
Conoce cuáles son tus opciones de tratamiento y cuál es la recuperación para la disfunción suprarrenal. Después de que te hayan diagnosticado disfunción suprarrenal, debes hablar sobre las opciones de tratamiento y el tiempo de recuperación con tu profesional de la salud. En caso de que seas tú mismo quien te haya diagnosticado, quizás sea una buena idea investigar un poco más sobre el tratamiento para este síndrome.

Entre sus muchas funciones, el cortisol ayuda a estimular la liberación de azúcar en la sangre, aumenta la presión arterial y modula la respuesta inmune. En pequeñas cantidades, la producción y liberación de cortisol en el torrente sanguíneo es beneficioso, y no podríamos vivir sin él. Los problemas surgen cuando los niveles de cortisol se mantienen elevados durante demasiado tiempo.

Y a partir de las 7 de la tarde es cuando me suelo encontrar mejor que en toda la jornada. Me siento con un buen arranque de energía que me dura hasta que llego a casa después de trabajar, alrededor de las 10 de la noche. Entonces me vuelve a dar otro bajón de energía. Pero esta vez mezclado con ansiedad, nerviosismo y agobio (en inglés se usaría la expresión “tired and wired”). Por lo que me cuesta conciliar el sueño hasta bastante tarde.
Adrenal fatigue or hypoadrenia is a pseudoscientific diagnosis believed in alternative medicine to be the state when adrenal glands are exhausted and unable to produce adequate quantities of hormones, primarily the glucocorticoid cortisol, due to chronic stress or infections.[1] Adrenal fatigue should not be confused with a number of actual forms of adrenal dysfunction such as adrenal insufficiency or Addison's disease.[2]
Además de una función débil de las glándulas suprarrenales o la tiroides, otros factores a veces juegan un papel. La exposición química (toxinas), la nutrición inadecuada y la falta de vitaminas, minerales y oligoelementos, virus o enfermedades autoinmunes pueden limitar las actividades enzimáticas dentro de las mitocondrias y, por tanto, la producción de energía. Además, un desequilibrio hormonal (estrógeno, progesterona, testosterona, hormona del crecimiento) o una dieta baja en calorías puede causar tales problemas. En muchos casos, sin embargo, estas son funciones insuficientes de las glándulas suprarrenales y / o la tiroides.

Otro análisis útil que se puede usar es el del cabello. Un amigo nutriólogo ha utilizado esto durante muchos años a través de una compañía llamada Trace Elements. De acuerdo con la teoría del análisis de cabello, el índice de ciertos minerales puede sugerir bastante la función suprarrenal, específicamente el índice de sodio a magnesio. Es similar al análisis de glicohemoglobina y se mide cada tres meses.
Si el nivel de azúcar en la sangre es alto el organismo lo  convierte en grasa; en cambio cuando es bajo el cuerpo debe ser capaz de convertir fácilmente la grasa en glucosa.  Lamentablemente no todas las personas funcionan igual y cuando aparecen  los desórdenes en los niveles de azúcar del cuerpo y con ellos se presenta la hipoglucemia una de las claves a tener en cuenta para gozar de una vida normal es la dieta relacionada con la ingesta de azúcar.

Una de las cosas principales a tener en cuenta cuando se interpretan los resultados del laboratorio de la aldosterona son los síntomas del paciente. Se puede sospechar un problema con la aldosterona si una persona siente necesidad de tomar alimentos salados, orina con frecuencia, se siente mareada cuando permanece de pie o se levanta, y si al dividir los resultados normales del laboratorio entre tres, los niveles de aldosterona se encuentran en los dos tercios inferiores de los valores normales (aplicar igualmente con el nivel de cortisol).
Una de las cosas principales a tener en cuenta cuando se interpretan los resultados del laboratorio de la aldosterona son los síntomas del paciente. Se puede sospechar un problema con la aldosterona si una persona siente necesidad de tomar alimentos salados, orina con frecuencia, se siente mareada cuando permanece de pie o se levanta, y si al dividir los resultados normales del laboratorio entre tres, los niveles de aldosterona se encuentran en los dos tercios inferiores de los valores normales (aplicar igualmente con el nivel de cortisol).
Dos componentes importantes para tratar este problema son 1) consumir regularmente alimentos fermentados, lo cual aumentará dramáticamente las bacterias benéficas en el cuerpo (lo que ayudará automáticamente a reducir las bacterias patogénicas) y 2) llevar una alimentación baja en azúcares y carbohidratos, ya que esto también promoverá una flora intestinal saludable.
Cualquier persona puede sufrir fatiga adrenal en algún momento de su vida. Una enfermedad o un accidente que suponga una situación traumática o límite tanto en el aspecto físico como emocional, puede agotar la reserva de cortisol de nuestras glándulas suprarrenales y llevarnos a una situación de fatiga suprarrenal. Los tratamientos con corticoesteroides, también pueden desencadenar este proceso.
×