A ver, tengo una duda que no sé si alguien (o tú Edurne) me podrá contestar. Ya comenté esta mañana esta entrada y, he decidido que quiero averiguar si tengo problemas de tiroides o fatiga adrenal. Llevo AÑOS (y tengo 28) sintiéndome tal cual describes en la entrada. Estoy inmersa en el estilo de vida paleo desde hace un año ya y nada cambia, ni más energía ni nada. Sigo con mi ansiedad extrema, depresión,cansancio constante e imposibilidad de conciliar el sueño, tensión baja, mareos, falta de ganas para todo, cogiendo enfermedades e infecciones varias (raro teniendo una salud de hierro según las típicas analíticas). Y claro, a mi me da vergüenza hablar esto en casa porque el cansancio, el estrés y la ansiedad no son una ”enfermedad”, no sé si me explico…vamos, que no harían ni puñetero caso. Además como soy deportista y practico deporte de alta intensidad se ve más raro aún, pero cuando estoy practicando el deporte voy arrastrando, me cuesta la vida (aunque fisicamente parezca fuerte…”debería” estar mucho más fuerte).
Para concluir, la experta en ciclismo de élite afirma que “seguir una dieta saludable no es una moda pasajera, sino un aspecto clave para la salud en general y el rendimiento atlético. Si descuidas la dieta, tendrá efectos negativos a largo plazo en muchos sistemas  del cuerpo. Esto deteriora no sólo su rendimiento, sino el equilibrio general de su fisiología”.
El ácido pantoténico es una de las vitaminas del complejo B que es esencial para la salud de las glándulas suprarrenales. Está naturalmente presente en altas dosis en las glándulas suprarrenales pero puede agotarse a medida que las hormonas se fabrican en respuesta al estrés. Una dosis típica para la fatiga suprarrenal es de 1500 mg pero siempre debe ser acompañada de una vitamina del complejo B, ya que trabajan sinérgicamente.
Conditions Enhorabuena por el articulo, un trabajo exhaustivo y detallado…yo me pregunto si hay alguien que no tenga ninguno de estos sintomas, porque son muchos. Si analizo mi familia, somos 4 personas y seguro que cada uno tenemos al menos 3 de estos síntomas. Yo por ejemplo me identificaría con mareo al levantarme de la silla, sudores nocturnos, apretar la mandíbula, Alguna vez veo manchas flotantes, perdida de libido, cardenales con facilidad, canas prematuras…aunque con un bebe de 18 meses que no duerme 2 h seguidas que se puede pedir.

Porque nunca en la historia han estado nuestros cuerpos tan estresados como hoy día. Esto es porque nunca antes hemos vivido con tanta incoherencia evolutiva. Nuestros genes, acostumbrados por milenios a un estilo de vida y un medio ambiente, están confundidos y nuestra fisiología se resiente. Es verdad, tenemos tecnología que nos permite vivir más años, pero no necesariamente con más vitalidad y salud. Tus glándulas adrenales “lo saben” y lo sufren.
La nutrición puede jugar un rol importante en la curación de la fatiga suprarrenal y en su tratamiento asociado a los síntomas. Los doctores Michael Lam y James Wilson recomiendan una dieta rica en proteínas, granos enteros y vegetales, repartidos en pequeñas comidas a través del día. Asimismo, la dieta establece que debes abstenerte de comer frutas durante la mañana, ya que podría causar elevaciones fuertes en los niveles de azúcar en sangre; asimismo, dice que debes eliminar ciertas frutas, como los plátanos.
Lo mismo que antes, probar el sistema suprarrenal significativamente, pero considerar seriamente lo siguiente: la función inmune, la digestión, los parásitos, las alergias, la desintoxicación del hígado, la exposición a los pesticidas y el control de la columna vertebral. El resultado sugiere que deben hacer cambios AHORA. Es conveniente probar las perturbaciones con mayor precisión.
Dada mi experiencia vital. Este problema, como la mayoria no es mas que una intixicacion cronica y creciente contra la que yo llevo luchando ya mas de dos años con notables mejorias. Fuera caseina y gluten con sus correspondientes peptidos. Y a depurar el organismo a base de ayunos, purgas, hidroterapias de colon y frutoterapia. Los cambios aunque con rebotes, sobretodo al principio, son inimaginables.
– Vitamina B. Las vitaminas B son muy importante para la salud de las glándulas suprarrenales, particularmente la vitamina B5, B6, y B12. La vitamina B5 ayuda a producir la co-enzima A, que ayuda a metabolizar las grasas y manda oxígeno a las células. La vitamina B6 ayuda en varios procesos donde se crean las hormonas adrenales. Por último, la vitamina B12 ayuda a la producción de energía, y el mantenimiento y reparación de las células rojas.
Yo me curé de esta enfermedad, cuando yendo a un médico para bajar mis 15 kilos de mas subidos de la nada, acompañados con fatiga, sueño, retención de liquido, piel seca, olvidadiza, agotamiento y mas q nada sin energía. Fui para una evaluación y operarme y me dijo que NO, que yo solo tenia sobrepeso y no obesidad, que lo mío era solo con dieta, así que me recetó ayuda con Fentermina de 37,5 ( Un antianeroxigeno) tomando solo la mitad por 1 mes y ahí veria como andaba con mi peso, pues estaba mas rellena sin comer prácticamente nada, comida muy poco, pero estaba mas gorda igual. Probamos durante 1 mes con la Fentermina y a los 15 días de tomarla, comencé a sentirme mejor fisicamente, andaba mas enérgica, me desinfle a las 2 semanas, nunca mas tuve dolores de cabeza ni mi cuerpo con esa sensación de olla a presión que me aturdía la cabeza y el cuerpo. Mi menstruacion me duraba mas de 20 días y sin regla 4 y así durante muchos años, me cuidaba con un DIU que luego me lo sacaron porque creían era por eso, pero seguí igual. Pasaron las semanas y al mes, estaba sin ninguna síntoma y además mucho mas delgada. Seguí igual sin tanta hambre, pues nunca he sido buena para comer, pero claramente mi cuerpo y metabolismo cambio. Mi piel se hidrató mas, iba mas al baño regularmente, mi animo se arregló y yo bajé 15 kilos en menos de 3 meses, mis reglas se cortaron por completo, nunca mas me llegó y eso ademas me hizo estar feliz y sin ese tormento de mis reglas y sangre el mes completo. El medicamento me hizo muy bien y volví a mi peso original y gracias a la ayuda que tiene el medicamento sobre las glándulas suprarrenales. Mi problema venia desde ahí, del deterioro o mal funcionamiento de estas. Hoy estoy sana, con energía, llena de actividades, delgada y saludable, Nunca mas tuve fatiga, ni dolores de cabeza ni sensaciones de olla a presión. Cuando he parado de tomar el medicamento, por un mes por descanso, inmediatamente me llega la regla y comienzo en mis síntomas desagradables otra vez, es decir, este remedio, no lo uso para perder peso, pues nunca fui buena para comer, mi rutina de alimentación sigue siendo baja y comer muy poco de toda mi vida, pero hoy, si dejo de tomarlo, vuelvo asentarme mal como antes. Esa es mi experiencia con las glándulas suprarrenales.
HOLA EVA ME LLAMA LA ATENCION ESTE ARTICULO SE PUEDE DECIR QUE TENGO EL 90 % de LOS SINTOMAS ADEMAS TRASTORNOS COMPROBADOS CON ESTUDIOS TENGO CORTISOL PRACTICAMENTE NULO Y EL ACTH BAJISIMO ME DIAGNOSTICARON DESDE HACE 10 AÑOS INFUFICIENCIA CORTICOSUPRARENAL ADEMAS DE TENER PANCREATITIS CRONICA HACE 4 AÑOS DIABETES HACE 16 AÑOS OSTEOPOROSIS CASI 20 AÑOS ME QUITARON HACE 14 AÑOS CASI 60 % DEL ESTOMAGO PORQUE ESTABA ATONITO Y AHORA TENGO EPOC Y HIPERTENSION PULMONAR ME LLEVA A DEPENDER DEL OXIGENO 24 HORAS EN FIN QUE NUNCA ACABARÍA DE TANTOS PROBLEMAS DE SALUD DIAGNOSTICADOS HAY ALGUNA RELACION CON LO QUE TU LLAMAS FATIGA ADRENAL
La respiración y la meditación son útiles para cambiar tanto las ondas cerebrales y sus modelos de respuesta y la circulación de la sangre inmune. Estas técnicas también son útiles para reducir el estrés y la promoción de los niveles de adrenalina y cortisol a la normalidad. Además, la respiración y la meditación pueden ayudar a aumentar la saturación de oxígeno que aumentará los niveles de energía, ayuda al cuerpo a eliminar las toxinas más rápidamente.
Sigue la Dieta Paleo estricta. Elimina cereales/granos, legumbres, azúcares y aceites vegetales refinados – todos estos alimentos estresan las glándulas suprarrenales y aumentan la inflamación. Si necesitas ideas puedes fijarte en todas las recetas aquí y aquí. El Desafío Paleo también es una buena herramienta para empezar con la dieta paleo o para encaminarte de nuevo si necesitas ayuda.
Para hacer un té de regaliz anti estrés, hierve una cucharadita de raíz de regaliz seca por taza de agua. Deja hervir durante 45 minutos, luego cuela y bebe una taza dos a tres veces al día. Lo mejor es interrumpir el uso después de aproximadamente dos semanas, ya que el regaliz es una medicina natural muy poderosa y es importante tratarla con respeto.
Este libro está escrito de una manera que se comprende fácilmente, lo cual es genial cuando la mayoría de los lectores tendrán fatiga crónica. Hay muchos consejos y planes para hacer que su salud vuelva a la normalidad, y mucho aliento e inspiración para acompañarlos. Definitivamente una lectura obligada para las personas con síndrome de fatiga crónica y sus familiares y amigos.
Las proteínas y grasas de alta calidad son muy importantes. Los buenos recursos son huevos, pescado de calidad y carne. Para los vegetarianos es más difícil y tienen que tener huevos en su dieta, comer granos de frijoles y cereales de grano entero. De lo contrario, los frutos secos son una excelente opción ya que contienen muchos ácidos grasos importantes. Estos son un ingrediente para el colesterol, que actúa como un precursor de muchas hormonas suprarrenales. Puede poner las nueces en agua durante la noche y asegúrese de que están libres de aceite rancio. Se agrava los síntomas de la fatiga suprarrenal y debe evitarse a toda costa. Los cacahuetes no son ideales (mejor: anacardo, almendras, nueces, avellanas, castañas, etc.).
Yo pasé 5 años con trastorno de ansiedad generalizada. Estaba cansada, me costaba un triunfo levantarme de la cama, temblores, palpitaciones,arritmias, vértigos, perdía la sensibilidad de la mitad del cuerpo, la visión de un ojo.. en fin, no lo pasé precisamente bien y a veces se me pasaba por la cabeza acabar con todo. Pero leo tu historia y lo mío me parece un juego de niños.
Por ejemplo, usted puede notar que se estresa en la mañana porque se está apresurando para llegar al trabajo a tiempo. En este caso, podría hacer algunos cambios sencillos como despertarse media hora antes o empacar su almuerzo la noche anterior. Son esos cambios básicos los que realmente pueden marcar la diferencia cuando se trata de mejorar la salud.
Los modelos populares de fatiga suprarrenal indican que su progresión ocurre en varias etapas. Inicialmente, la exposición a periodos de estrés crónicos o intensos puede inducir un estado de "hiperactividad", caracterizado por niveles constantemente altos de cortisol para satisfacer las demandas del entorno. Esto parece inclinar el equilibrio de estas hormonas hacia una mayor secreción de cortisol en relación a la DHEA.
Así, se podría decir que el estrés se produce cuando al cuerpo le faltan nutrientes necesarios, lo que le impide realizar ciertos procesos bioquímicos,  cuando al cuerpo se le somete a un exceso de ciertas sustancias, como azúcar o sal, lo que le obliga a echar mano de sus recursos para compensar el desequilibrio; existirá estrés cuando el cuerpo note la falta de agua; cuando le obliguemos a asimilar ciertos medicamentos; cuando enfermamos, porque necesita poner en marcha el sistema inmunológico para combatir la infección, etc…
Las glándulas suprarrenales son dos pequeñas glándulas del tamaño de un guisante que se encuentran en la parte superior de los riñones y forman un papel fundamental en el sistema endocrino (el grupo de glándulas que producen las hormonas). Casi todos los aspectos de tu salud tienen una directa relación con el delicado balance de las hormonas del sistema endocrino. Para entender mejor el papel tan importante de las glándulas suprarrenales, veamos brevemente el papel del resto del sistema endocrino:
Como ya sabes, cada vez que el cuerpo o la mente percibe un peligro (estrés) las glándulas adrenales se ponen a trabajar. Por desgracia, en nuestro mundo, el estrés es generalizado prácticamente desde el día en el que entramos en la escuela secundaria, donde ya empiezan los agobios, los exámenes y entramos en el mundo competitivo (“luchar” por sobrevivir).

También es necesario que sepas si sufres de hipotiroidismo, ya sea autoinmune o no. Cómo ya he comentado brevemente cuando nuestra tiroides no funciona bien, las glándulas adrenales tienen que “trabajar” más para compensar algunos parámetros como la temperatura corporal y el metabolismo. El hipotirodismo puede desencadenar fatiga adrenal, y viceversa. Un buen lugar para empezar es tomarse la temperatura corporal (en la boca) en tres momentos diferentes del día y ver si su media es 37 °C (98.6 °F). Si es inferior es posible que sufras de hipotiroidismo, aunque sea de forma transitoria. No lo dejes y sigue investigando con tu médico. Si ya sabes que lo tienes, lee “Hipotiroidismo: 9 maneras de mejorarlo.”

No hacer ejercicio intenso durante un mes. Evita cardio y todas las otras formas de ejercicio intenso durante 30 días. Esto es muy importante, porque el ejercicio de alto impacto causa estragos en las glándulas suprarrenales agotadas. Lo que se recomienda es realizar caminatas lentas cortas (de 30 minutos) en la naturaleza. El entrenamiento de fuerza puede incorporarse lentamente.
Una vez que se agota, el cuerpo se queda sin combustible, a menos de que las enzimas estén adaptadas para quemar grasa. La mayoría de las personas tienen bastante grasa que quemar. El problema es que cuando mantienen consistentes las reservas de glucógeno al comer cada seis u ocho horas, las enzimas que están adaptadas para quemar grasa se dañan, lo que evita que el cuerpo la queme.
Cortisol: Proporciona al cuerpo energía extra para hacer frente al estrés, aumenta la función de la memoria y reduce la sensibilidad al dolor. Sin embargo, el cuerpo necesita un período de descanso después de que el cortisol haya sido liberado en una situación relacionada con el estrés. Si una persona está sufriendo, de la fatiga suprarrenal raramente llega a tener el “período de descanso”, con el tiempo se produce menos y menos cortisol.
Tengo fatiga suprarrenal. Estoy agotado todo el tiempo. Apenas puedo salir de la cama a veces. Después de probar algunas cosas de (https://www.drlam.com/blog/microbiome-gut-flora/23823/) he notado algunos de mi “youthfullness” de nuevo. Me siento ligeramente mejor. Sé que este es un tema lento para tratar, y esperamos continuar! Estoy contento de que parece ser capaz de relacionarse, inm cansado de ser tratado como im loco! ¡Gracias chicos!

Se debe priorizar el equilibrio de las grasas buenas, carbohidratos complejos y proteínas de fuentes alimenticias y desde la suplementación; ya que los alimentos son convertidos en energía a un ritmo diferente proporcionan un suministro constante de energía durante más tiempo disminuyendo la tensión en las glándulas suprarrenales, aquí el equilibrio es la clave.
bUENAS! ME hicieron unos analis para la fertilidad y me miraron el funcion cortico-adrenal , el valor que obtube es 1,12 , el medico no me comento nada porque esta dentro de los baremetros normales del laboratorio que son 0.92 a 4.80. Pero yo creo que hay algo raro, a mas no conseguido quedar-me embarazada y el medico despues de 6 meses a tirado la toalla. Yo creo que puede que mis resultados de mis analis esten mal y por eso se complique todo aun mas. Las tiroides passa lo mismo obtube un valor 1.96. Si alguien me puede orientar gracias?

¿Cómo? Cuando el cuerpo está bajo estrés severo, las glándulas comienzan a producir más hormonas para ayudar al cuerpo a hacer frente (esta es la respuesta clásica de “lucha o huida”). La hormona principal es el cortisol, que regula el metabolismo, el ciclo sueño-vigilia, la energía y el estado de ánimo. El cortisol se libera en respuesta directa a cualquier factor de estrés real o percibido.

Una estrategia muy poco conocida para contrarrestar la inflamación es el grounding o earthing, el cual no necesita nada más que quitarse los zapatos y caminar descalzo en el exterior, idealmente sobre pasto húmedo o en la playa. Conectar las plantas de sus pies a la tierra aumentará increíblemente la afluencia de electrones libres hacia su cuerpo, lo cual ayuda a disipar la inflamación, debido a su poderosa acción antiinflamatoria.
Una respuesta normal al estrés es una respuesta adecuada de las glándulas suprarrenales. Se adaptan a la situación respectiva y liberan las cantidades necesarias de hormonas de estrés. El estrés es, en este caso, todo cambio que requiera una adaptación del organismo. Estos incluyen, por ejemplo, las fluctuaciones de temperatura, lluvia, frío (condiciones climáticas), cambios nutricionales, medicamentos y todo lo que amenaza nuestra supervivencia de nuestro bienestar y nuestra seguridad. Por lo tanto, el estrés también incluye infecciones, falta de sueño e incluso falta de amor. Por otro lado, los nervios suprarrenales ayudan a contrarrestar el resto, es decir, descanso, sueño, placer, buena nutrición (especialmente proteínas), seguridad, estabilidad y bienestar.

Las glándulas suprarrenales juegan un papel importante en la respuesta al estrés. Tu cerebro registra una amenaza – ya sea emocional, mental o física – y la médula suprarrenal libera hormonas (adrenalina) para ayudarte a reaccionar ante la amenaza (respuesta de lucha o huida), haciendo que fluya más sangre a tu cerebro, corazón y músculos. La corteza suprarrenal libera corticosteroides para amortiguar procesos como digestión, respuesta del sistema inmune y otras funciones no necesarias para la supervivencia inmediata.


La fatiga debido al esfuerzo físico o mental es común en aquellas personas asediadas por el estrés, los malos hábitos alimentarios, en lucha por equilibrar las necesidades de la familia y la profesión, y, a menudo, por utilizar la cafeína y otros estimulantes para recuperar la energía de forma artificial. James L. Wilson, Ph.D., doctor en quiropráctica y naturopatía, educa a los profesionales médicos sobre un asunto de salud muy serio que él identifica como “fatiga suprarrenal”; y se caracteriza por una función suprarrenal por debajo de lo óptimo inducida por una sobre carga de estresores. Nuestras dos glándulas suprarrenales del tamaño de una nuez, encima de cada riñón, producen hormonas vitales que ayudan a controlar el ritmo cardiaco, la presión arterial, la digestión y muchas otras funciones incluido cómo el cuerpo maneja el estrés.
Las emociones asociadas con el estrés como el dolor, el miedo, la culpa, la ansiedad, la excitación y la vergüenza desencadenan una respuesta del eje HPA y aumentan el cortisol. Eventos tales como hablar en público o un viaje al consultorio del dentista también provocan respuestas fisiológicas similares. Sin embargo, la severidad de la respuesta y la capacidad de recuperación son muy individuales y tienen más que ver con la percepción que una persona tiene del evento, que con el evento en sí mismo.
Durante mucho tiempo, se ha empleado el cortisol en el tratamiento para la enfermedad de Addison o la insuficiencia suprarrenal,[46] pero sus efectos secundarios también pueden ser significativos, como la obesidad, la debilidad muscular, la diabetes y el adelgazamiento de la piel. Por tanto, debes tener cuidado al consumirlo.[47] Estos efectos secundarios son la razón por la cual los doctores en su mayoría son reacios a recetar corticosteroides durante un periodo de tiempo prolongado.
Or-tiferet, emplea el uso de la Medicina Cuántica para analizar, y crear un exhaustivo diagnóstico del funcionamiento del cuerpo, sus sistemas y cualquier elemento que lo afecten con el uso avanzado del equipo, donde se muestran cálculos eléctricos que son importantes indicadores de la salud o el estrés en  diversas funciones del cuerpo y que se ven afectadas por muchos factores relacionados con el estilo de vida, contribuyendo a la carga de estrés donde se ve reflejada como consecuencia la fatiga adrenal.
El magnesio puede ayudar con los problemas del sueño. Por la noche antes de ir a dormir, puede disolver un poco de polvo (1/2 cucharadita) en agua tibia o jugo. Entonces sabe (correctamente diluido) no está mal y tiene un efecto calmante. Puro magnesio en polvo (citrato de magnesio) de la farmacia es favorable. Se utiliza como base de fármacos y puede ser por ejemplo como paquetes de 250 g. Una buena dosis es de 500 mg. Una muy buena ingesta es proporcionada por magnesiumorotate, que simultáneamente apoya y repara las mitocondrias.
Probablemente una cuestión de estrés más duradero. Compruebe la glándula tiroides. Observe las mismas recomendaciones dietéticas, ajuste proteínas y carbohidratos. Coma principalmente proteínas para el desayuno. Coma regularmente comidas pequeñas. Reducir y evitar todos los estimulantes y azúcares. Considere una multi-vitamina y minerales (por ejemplo, GlucoBalance), vitamina C, ácido extra pantoténico, tejido adrenal, complejo B, L-glutamina, L-tirosina. Los ejercicios físicos regulares reducen el estrés. Pero no aumente su programa de entrenamiento, ya que podría saquear las reservas de energía. Espere dos meses antes de ir al siguiente nivel. Considere el apoyo para el manejo del estrés.
Es interesante notar que la mayoría de las mujeres que se quejan de la caída del cabello, tienen problemas con las glándulas suprarrenales. La caída del cabello es una indicación de demasiados andrógenos. Algunas mujeres forman demasiada androstenediona, que se convierte en estrona y testosterona. La testosterona se convierte nuevamente en DHT, la forma más potente de testosterona, que conduce a un aumento de la pérdida de cabello. Para eliminar este efecto, el estriol se puede prescribir.
Por lo tanto, debe evitar todo lo que innecesariamente te subraya. Es importante comer el menor número posible de carbohidratos (especialmente los azúcares), pero comer muchas proteínas (aminoácidos!) Y grasas (no aceite vegetal). Nocivo son las sustancias estimulantes como la cafeína - por lo tanto, el café y el té debe evitarse - o incluso el alcohol y los cigarrillos. Los alérgenos son también fuertes factores de estrés que deben evitarse en la medida de lo posible. A menudo los hongos del moho son un factor de estrés considerable, pero difícilmente pueden evitarse.
Nace así una medicinapráctica y efectiva, que no se esconde detrás de rebuscadas teoríasy florituras, nace así una medicina que lejos de dedicarse a darexcusas para justificar su invalidez se compromete y da respuestascon hechos. Nace así lo que llamamos LA MEDICINA DEL AVE FENIX, unamedicina que nos hizo renacer de las cenizas cuando pensábamos quelo teníamos todo ya perdido, y que ahora ayuda a otras muchaspersonas.
Las glándulas suprarrenales son dos pequeñas glándulas del tamaño de un guisante que se encuentran en la parte superior de los riñones y forman un papel fundamental en el sistema endocrino (el grupo de glándulas que producen las hormonas). Casi todos los aspectos de tu salud tienen una directa relación con el delicado balance de las hormonas del sistema endocrino. Para entender mejor el papel tan importante de las glándulas suprarrenales, veamos brevemente el papel del resto del sistema endocrino:
Por ejemplo, tener estrés crónico por exceso de trabajo, inflamación crónica o enfermedad a largo plazo, puede resultar en una disfunción del eje HPA, más comúnmente conocido como fatiga suprarrenal o agotamiento suprarrenal. Los problemas de hipotiroidismo sin tratar o la tiroides hipoactiva también pueden causar o contribuir a la fatiga suprarrenal.
Regula los niveles de azúcar en la sangre. Cortisol hace que los carbohidratos sean liberados desde los músculos y el hígado al flujo sanguíneo. Cuando no has comido en muchas horas, las glándulas suprarrenales secretan cortisol, lo que libera carbohidratos y te da energía para empezar con el día. Pero si las glándulas suprarrenales están estresadas, o si has comido demasiado carbohidratos malos, pueden liberar demasiado cortisol y hacer que los niveles de azúcar en la sangre se disparen de arriba abajo. Cuando pasa eso, te sientes sin energía y ganas peso.
Debe evitar hacer una prueba ACTH normal. Se trata de una prueba de provocación en la que la ACTH sintética se inyecta por vía intravenosa y en cada caso después de 30 y 60 min. Se toma sangre para medir la respuesta de la glándula suprarrenal. Si el valor de cortisol aumenta por un cierto valor, se considera que una insuficiencia suprarrenal está excluida. Sin embargo, la dosis normal (250 μg) de ACTH puede saquear las últimas reservas de la suprarrenal con el resultado de que es mucho peor después! Por lo tanto, se recomienda utilizar esta prueba, en todo caso, sólo con soluciones muy diluidas con 1 μg de ACTH.
En el caso de la hipoadrenia o cansancio suprarrenal, los niveles de las hormonas suprarrenales se encuentran bajos, aunque todavía dentro de los parámetros “normales” pero no son lo suficientemente bajos como para garantizar el diagnóstico de la Enfermedad de Addison. De hecho, las hormonas suprarrenales pueden estar en la mitad del nivel óptimo y decirse que son “normales”. 

Existen varias pruebas que pueden detectar la disfunción suprarrenal. Tu doctor o profesional de la salud podría ordenar exámenes de sangre mediante los cuales pueda analizar el nivel de las hormonas cortisol (la cual controla el estrés), adrenocorticotropa (ACTH, por sus siglas en inglés), T4, T3 y tiroxina total, las cuales son secretadas por las glándulas suprarrenales y tiroides.[10]
El síntoma que me gustaría comentarte es el de la fatiga, la cual no es constante durante el día sino con ciertos altibajos en la energía. Por ejemplo me despierto bien con energía desayuno y al cabo de una o dos horas tengo un bajonazo de energía tremendo y me siento letárgico, al rato me echo un tentempié (arroz integral pavo etc) y la energía parece que aumenta y así a distintos momentos del día, es como si fuera una fatiga intermitente. Los bajones de energía suelen durar menos de una hora y no están relacionados con el ejercicio. Por las noches es cuando más alta tengo la energía. Te pongo otro ejemplo, por la tarde estoy haciendo cosas en casa y de repente me da un bajonazo de energía y me tengo que sentar y al rato se me pasa y la energía aumenta considerablemente sobre todo cuando como un tentempié ( pavo, frutas, verduras).
En un mundo en el que se tiende a trabajar de más, a ir contra reloj, a dejarse llevar por el estrés, y a no descansar lo suficiente, la incidencia del cansancio suprarrenal es incluso mayor que la enfermedad de Addison y se está convirtiendo en una epidemia de proporciones masivas. A pesar de ser una de las condiciones menos diagnosticadas, es de las que más abundan.
Asociada más comúnmente con estrés intenso o prolongado, también puede manifestarse durante o después de infecciones agudas o crónicas, especialmente infecciones respiratorias como gripe, bronquitis o neumonía. El síntoma más importante es cansancio que no se alivia con el sueño. Este cansancio se acompaña de sensación general de malestar y sentimientos depresivos. Las personas que sufren de fatiga suprarrenal a menudo tienen que recurrir a café, bebidas con cafeína y otros estimulantes para ponerse en marcha en la mañana (una de las características de la fatiga adrenal es que los niveles de cortisol son bajos por la mañana y altos en la noche, cuando lo normal es lo opuesto). La reducción en la función adrenal afecta a todos los órganos y sistemas del cuerpo.
3/ Estando sentado o acostado durante al  menos 5 minutos, tomarse la tensión arterial, inmediatamente levantarse y tomársela otra vez (el brazo donde se toma la tensión siempre debe estar, aproximadamente, a la altura del corazón) si al levantarse de posición, la sistólica (el numero mas alto) se baja de valor o decrece, lo mas seguro es que hay problema con los adrenales. (Con función normal de los adrenales subiría la presión sanguínea unos 10 puntos cuando te levantes, para que llegue suficiente sangre al cerebro).  Es aconsejable hacer este test varias veces durante el día, especialmente en la mañana y la noche, pues en algunos momentos los adrenales pueden responder bien y en otros no.
Es frustrante tener síntomas constantes que el médico no puede explicar fácilmente. Pero aceptar un diagnóstico médico no reconocido de un profesional no calificado podría ser peor. Los remedios no comprobados para la llamada fatiga suprarrenal podrían hacer que te sientas peor, mientras que la causa real, como podría ser la depresión o la fibromialgia, seguirían afectándote.
×